Select Page

Sanación a través del ADN Energético

En ocasiones nos encontramos estancados, pareciera que no avanzamos, incluso vemos solo caos a nuestro alrededor lo cual impide que llegue a nuestra vida la prosperidad, el amor, la amistad, el trabajo, entre otras muchas bendiciones. Las falsas creencias limitantes,patrones aprendidos, apegos, etc. Son en la gran mayoría de los casos los que provocan una vida de carencia.

Esta herramienta es una reprogramación en tu ADN que permitirá que tengamos una vida abundante en todos los aspectos a la cual tenemos derecho. A cada uno se le dirá de acuerdo a lo que necesite como potenciar las bendiciones y afianzar ese cambio en nuestra vida. Es decir vamos a recibir una activación para cambiar los resultados que tenemos actualmente en nuestra vida y una reprogramación interna, con la oportunidad de hacer las cosas de una manera diferente elevando nuestra vibración y la del planeta tierra.

Esta activación consta de una limpieza de estructuras mal calificadas o erróneas y otra de reprogramación frecuencial energética.El Cuerpo de Luz o ADN espiritual es el anteproyecto del propósito de nuestra vida y las potencialidades divinas. Es el anteproyecto “Divino” de la humanidad y es una imagen del ADN físico natural que se asemeja a un rosario de específicos patrones únicos.La Experiencia del ADN llamada Ascensión es la elevación de nuestra vibración a nivel celular a un nivel más alto. Su recodificación es la forma de alcanzar la Ascensión, que no es solo ascender para vivir el Ser superior, sino eventualmente volver a “Todo lo que es”.

En el ADN están las claves de nuestra Ascensión. Al activarlo por medio de nuestra Intención, el Sonido y desde el Corazón, despertamos los dones esenciales y originales contenidos en él, desarrollando nuevos talentos, capacidades y elevando nuestra vibración para estar en armonía y equilibrio con el planeta, a nivel físico, emocional, mental y espiritual.

Estos potenciales son: Salud Total. Rejuvenecimiento celular. Activación del sistema inmune al100%. Auto-Maestría. Equilibrio de las energías masculinas y femeninas. Conocimiento de nuestra Misión para esta encarnación. Activación de la Abundancia. Despertar de las Memorias lemurianas. Fusión con nuestro Yo Soy. Unión con la Totalidad. Activación de los atributos divinos en nosotros. Amor Incondicional, etc.

Es decir, volver a ser el Ser Humano completo que fuimos hace eones de tiempo, recuperar nuestra herencia cósmica divina.

ANGÉLICA MAYEN

ADN